Más del 50% de las familias españolas deja que sus hijos autorregulen su actividad online

Más de la mitad de los padres españoles (53%) confía en que sus hijos autorregulen el tiempo que pasan en la red. Sin embargo, cerca del 70% admite que ellos mismos dedican demasiadas horas a estar conectados, y que el uso de Internet y los dispositivos móviles, en general, afecta a la vida familiar. Esta es una de las principales conclusiones de un reciente estudio global realizado por Kaspersky para explorar las tendencias, prácticas y desafíos de mantener la seguridad de los niños en la red.

No hay duda de que las actividades digitales pueden ser adictivas y distraer seriamente a los menores de las experiencias del mundo real. No obstante, más de la mitad de los progenitores españoles confía en que sus hijos sepan controlar cuánto tiempo dedican a Internet, con una ligera diferencia en función del sexo, ya que este porcentaje alcanza el 56% en el caso de los padres y 50% en el de las madres.

Pero no se trata sólo de que los padres crean que sus hijos son capaces de desconectarse cuando no están vigilando. El 37% de las familias españolas ni siquiera siente la necesidad de controlar o supervisar sus actividades en la red o el uso de Internet en general. Esto podría ser una estrategia arriesgada ya que, a pesar de la familiaridad de los niños con las aplicaciones online y la navegación por Internet, los ciberriesgos están a sólo un clic de distancia.

Junto con este planteamiento sobre la actividad online de los menores, la encuesta también muestra que los padres no son restrictivos sobre sus propios hábitos en cuanto al uso del móvil o el tiempo de conexión. El 70% reconoce ser un poco adicto a la web. Además, el 83% admite haber utilizado dispositivos conectados a Internet o móviles delante de su hijo o hijos en casa, y más de la mitad (58%) ha permitido, a veces, que estos interrumpan una conversación con sus hijos.

«Internet y los servicios digitales ofrecen a los niños una amplia gama de contenidos atractivos, y pueden retener su atención durante mucho tiempo. Es necesario recordar que el mundo real puede ser aún más atractivo, especialmente si los padres están dispuestos a invertir su tiempo y realizar actividades en familia. Este tiempo es aún más importante y valioso para las familias y los amigos, para conectarse, crear lazos especiales y compartir recuerdos», comenta Marina Titova, directora de Marketing de Productos de Consumo de Kaspersky.

Para ayudar a que sus hijos distribuyan de manera apropiada su tiempo en Internet, Kaspersky recomienda tomar las siguientes medidas:

  • Muéstrale tu atención dejando a un lado tu dispositivo en aquellos momentos en los que tu hijo necesite tu atención.

  • Si consideras que tus hijos pasan demasiado tiempo online, no te precipites poniendo límites. En su lugar, háblalo con ellos tranquilamente, para no provocar una reacción negativa que podría ser dañina a largo plazo.

  • Haz que el tiempo de ocio sea más variado y atractivo para que tu hijo quiera alejarse de su dispositivo. Por ejemplo, probar un nuevo deporte o hacer más actividades en familia.

  • Debatir las reglas básicas sobre el uso de las redes sociales y otras herramientas de comunicación, para que no afecten al trabajo escolar ni a la interacción con los amigos en el mundo real.

  • Establecer normas para toda la familia, de manera que los niños no se sientan discriminados o injustamente restringidos en su uso de Internet. Esto podría incluir no tener teléfonos en la mesa, instaurar un toque de queda para el uso de los dispositivos o incluso dejarlos en otro lugar a la hora de acostarse.

  • La edición familiar de Kaspersky Security Cloud incorpora Kaspersky Safe Kids que le ayudará a proteger sus datos familiares y privados, así como a sus hijos en la red y mucho más.

Para más consejos sobre cómo mantener a los menores seguros en la red, lee el artículo de la prestigiosa psicóloga Emma Kenny con sus principales recomendaciones sobre cómo abordar las conversaciones de seguridad en la red, aquí.

Familia Segura

Para ayudar a las familias a proteger a los más pequeños de diversas amenazas de Internet, Kaspersky ha desarrollado el proyecto Familia Segura, que busca concienciar sobre los riesgos que puede conllevar el uso imprudente de Internet. Familia Segura engloba diferentes actividades educativas con el fin de enseñar a padres, hijos y docentes a distinguir los riesgos presentes en la Red y, así, poder evitarlos. La iniciativa engloba la campaña escolar «Kasper, Sky y el oso verde”, una obra de marionetas que ha recorrido un total de 40 colegios madrileños, y ha sido vista por más 5.300 niños de la Comunidad de Madrid. Además, esta campaña ha sido galardonada recientemente con cuatro Premios Empresa Social 2019:

  • Mejor proyecto responsable en la lucha contra el bullying

  • Empresa con mejor acción en la lucha de la protección infantil

  • Mejor proyecto responsable en protección a la infancia

  • Mejor proyecto de RSC en el sector de la ciberseguridad

Entre los consejos que ofrece Kaspersky para que los niños estén seguros online están los siguientes:

  • Si sabes lo que su hijo está buscando en Internet, puedes ofrecerle ayuda y apoyo, pero utiliza la información con cuidado

  • Habla con tu hijo sobre el tiempo que debe dedicar a las redes sociales. Trata de persuadirle para que no utilice las redes durante las actividades escolares o durante la noche

  • Sin pretender limitar las relaciones sociales de tu hijo, trata de que tenga cuidado a la hora de elegir sus amigos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *