Malta: ideas para disfrutar del país

 

Ubicada en el centro del Mediterráneo, Malta se compone de tres islas principales y algunas más pequeñas. La isla principal del archipiélago también se llama Malta. Las islas más pequeñas son Gozo y Comino. Cada uno tiene su propio carácter; son compactos y fáciles de mover y de alcanzar. Los ferries cortos conectan Gozo y Comino con la isla principal.

Conocer la capital

La Valeta tiene un atractivo excepcional y es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Si bien muchas ciudades europeas tienen un barrio antiguo, La Valeta no lo tiene porque toda la ciudad lo es en su integridad.

El legado y los tesoros de los Caballeros de San Juan son abundantes. Los Caballeros procedían de las familias católicas más ricas de toda Europa y dirigieron Malta durante la mayor parte de los siglos XVI, XVII y XVIII. Allí están sus palacios, fuertes, baluartes e iglesias para que las exploremos.

En el corazón de La Valeta se encuentra la Concatedral de San Juan. Data de 1577 y ofrece un rico arte barroco, frescos, suelos de mármol ornamentados, paredes de piedra tallada y techos abovedados impresionantes decorados por el artista barroco italiano Mattia Preti. Una joya preciada es ‘La decapitación de San Juan Bautista’ de Michelangelo Merisi da Caravaggio (1608). Es el cuadro más grande de Caravaggio y el único que lleva su firma.

Muy cerca se encuentra el Palacio del Gran Maestre, que cuenta con suntuosas salas de estado y una impresionante armería. Está situado en St George’s Square, un lugar ideal para sentarse un rato y observar a la gente.

Visitar la antigua Malta

Los sitios arqueológicos de Malta son anteriores a las pirámides y Stonehenge. La principal atracción es el Hipogeo, un templo y cámara funeraria de 6.000 años de antigüedad, a menos de media hora de La Valeta. Podemos explirar su laberinto de cámaras subterráneas pero asegurándonos antes de planificar la visita, porque es imprescindible reservar con antelación.

También están bien conservados los antiguos templos de Ħagar Qim y Mnajdra. Ubicados majestuosamente en una llanura abierta junto a la costa, cerca del pueblo de Qrendi, estos tesoros arqueológicos se utilizaron para el culto a una diosa de la fertilidad.

Los templos de Ġgantija en Gozo son Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y datan del 3600 a. Son reconocidos como los edificios independientes más antiguos del mundo. Debido a las enormes dimensiones de los megalitos, que superaban los cinco metros de largo y pesaban más de cincuenta toneladas, los lugareños creían que se trataba de obra de gigantes. Los templos ofrecen un vistazo a las técnicas de construcción en tiempos prehistóricos, mientras que un moderno centro de visitantes ayuda a poner todo en perspectiva.

Sumergirse en sus aguas

Las Islas Maltesas cuentan con excelentes lugares para el buceo, con opciones para profesionales y principiantes. Los centros de buceo con licencia ofrecen una gama completa de servicios que incluyen capacitación, excursiones de buceo diarias y alquiler de equipos. La visibilidad es magnífica, el clima es templado y hay cuevas costeras y hábitats de arrecifes por descubrir. Los pasajes para nadar, los arcos y el paisaje similar a una cadena montañosa reciben críticas muy favorables. Para los fotógrafos submarinos, hay abundancia de color y espectáculo. Para los buceadores técnicos, hay más de una docena de naufragios para visitar, todos a unas pocas millas de distancia entre sí.

De hecho, los sitios de Malta están considerados entre los mejores del Mediterráneo y los mejores para muchos buceadores.

Actividades al aire libre

El clima, el terreno, las flores silvestres y las vistas hacen que el trekking sea un placer. El paisaje invernal es verde y exuberante y, a fines de la primavera, florecen mil o más especies de plantas. Es posible que te encuentres con restos prehistóricos, granjas llenas de carácter, capillas al borde del camino y antiguas instalaciones militares al lo largo de tu paseo.

El ciclismo también es divertido. Te gustará deambular por caminos rurales, flanqueados por muros de piedra seca, o subir algunas colinas desafiantes y luego encontrar un lugar de descanso. No hay nada más auténtico que un bar o una cafetería de barrio en un pueblo tranquilo, un lugar para empaparse del ambiente mientras recuperas el aliento.

Aprender inglés

Malta es un país bilingüe. Todos hablan inglés además de maltés. Elija un menú y siempre estará en inglés. Todas las señales de tráfico están en inglés; también lo son los principales diarios del país. De hecho, Malta es un destino líder para las personas que desean aprender inglés como lengua extranjera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *