Provincia de Badajoz, 365 días de aventuras

Os proponemos actividades para disfrutar durante todo el año: doce conjuntos históricos para conocer castillos y monumentos, incursiones en la naturaleza en otoño, observar estrellas en primavera y disfrutar de baños en verano en sus embalses y piscinas naturales. ¡Y mucho más! ¿Os apuntáis?

 Entre castillos

Fortalezas, palacios, iglesias, conventos, plazas, museos… La Provincia de Badajoz alberga doce conjuntos históricos ideales para disfrutar de la belleza de los monumentos, para aquellas familias que quieran adentrarse en el conocimiento de quienes nos precedieron. Esta docena de enclaves han sido declarados Bien de Interés Turístico Cultural con la categoría de Conjunto Histórico y tienen en común la piedra, el blanco de sus calles y las notas de color que ponen los geranios que cuelgan en sus balcones.

Los castillos son el lugar más atractivo para las familias que los visitan y Alburquerque no solo tiene dos, el de Luna y el de Azagala, sino un impresionante barrio gótico judío de época medieval ideal para perderse en sus calles. Magacela también cuenta con una fortificación a la que ascender, a pie o en bicicleta, para disfrutar de unas impresionantes vistas: las de la comarca de La Serena.

Y siguiendo con los paseos, recorrer las calles de Azuaga es la mejor forma de conocerla y descubrir las huellas que dejaron árabes, judíos y cristianos en su arquitectura. Otra visita imprescindible es el castillo de Feria, desde cuya torre del homenaje se observa la majestuosidad de la dehesa extremeña.

Castillo, iglesias, museos… Burguillos del Cerro es un punto imprescindible para los amantes de los templarios, especialmente por el centro de interpretación de la Orden del Temple con la que cuenta el municipio. No muy lejos de allí se encuentra Fregenal de la Sierra, también de origen templario y en el que conviven las grandes casas solariegas, los palacios y los edificios religiosos.

Siguiendo la ruta templaria, Jerez de los Caballeros es un enclave único. Cuenta la leyenda que los caballeros templarios en el siglo XIV se enfrentaron a la Corona encerrándose en el castillo. Tras una larga lucha, perecieron. Por ello la torre del homenaje se conoce como la Torre Sangrienta. Este punto es ideal para observar el caserío y las torres de Jerez. También se puede visitar la casa de Vasco Núñez de Balboa, primer europeo en divisar el océano Pacífico.

Una de las plazas porticadas más espectaculares de Extremadura se encuentra en Llerena, donde el paseo por sus calles acerca a la que fue calificada como ‘la pequeña Atenas’ de la región por la afluencia de importantes artistas entre los siglos XVI y XVII. Zafra también cuenta con dos plazas, la Grande y la Chica, centros de la vida cotidiana e inicio perfecto para recorrer la ciudad. Fuente del Maestre destaca por su riqueza arqueológica, histórica y monumental, al igual que Olivenza, con sus iglesias de la Magdalena y de Santa María del Castillo, su museo Etnográfico González Santana y su cercanía al Lago Alqueva.

Y sin duda toda la familia disfrutará de Mérida, Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y única población española que ostenta la denominación Conjunto Histórico y Arqueológico. El teatro y su Festival Internacional, el Anfiteatro, el Circo…

Badajoz, paraíso para los birdwatchers

 Alrededor de 80.000 grullas visitan cada año Extremadura para pasar el invierno, lo que convierte a la Provincia de Badajoz en un enclave privilegiado para contemplarlas y disfrutar de su majestuosidad. El regadío y la dehesa acogen a estas aves que viajan desde los países del norte de Europa buscando zonas más cálidas. La mayor concentración se produce en las Vegas Altas, La Serena y Azuaga, constituyendo Moheda Alta su epicentro. Moheda Alta es un Parque Periurbano de conservación y ocio de 150 hectáreas, ubicado en Navalvillar de Pela, que forma parte de la Red de Espacios Naturales Protegidos de la región. Además de personal experto, cuenta con rutas diseñadas y tres observatorios en los que ver a las grullas en sus desplazamientos diarios y especialmente para contemplar la llegada a los dormideros desde los comederos en las dehesas y regadíos.

La Provincia de Badajoz es una de las zonas deseadas por los aficionados a la ornitología y amantes de la naturaleza de todo el mundo. Existen 34 ZEPAs (Zona de Especial Protección para las Aves), seis de ellas compartidas con la Provincia de Cáceres. Destacan especialmente las ZEPAs urbanas en las que contemplar las colonias de cernícalo primilla en San Vicente de Alcántara, Alburquerque, Acedera, Guareña, Ribera del Fresno, Zafra, Fuente de Cantos, Llerena y Almendralejo. Además están presentes importantes poblaciones de cigüeña blanca, lechuza común, grajilla, vencejos, cárabo, gorrión común y golondrina. Incluso puede observarse el vencejo real en algunos puentes urbano de Mérida.

La provincia cuenta además con 24 Áreas Importantes para las Aves (IBAs). A lo largo del año, más de 330 especies de aves pasan por Badajoz: avutardas en los llanos, águila imperial ibérica en el bosque mediterráneo, cernícalo y alimoche en los roquedos como Puerto Peña, aguilucho lagunero, anátidas y ardeidas en los humedales como el Complejo Lagunar de La Albuera… Y por supuesto la inconfundible cigüena negra.

Monumentos en plena naturaleza

La Jayona y Fuentes de León son monumentos naturales que conquistarán a las familias más aventureras. Considerada la ‘Atapuerca’ extremeña, el vestigio humano más antiguo de la región tiene 180.000 años y fue hallado en las cuevas de Fuentes de León. Además de Paleolítico es un yacimiento Neolítico, Calcolítico e incluso Romano de primer orden. Pero además de su interés arqueológico, contiene una gran variedad de espeleotemas como estalactitas, estalagmitas o coladas. Ideal para los amantes de la geología. Se sitúa en el sur de la Provincia de Badajoz, a escasos 100 kilómetros de Sevilla.

También en el sur, en Fuente del Arco, en el límite con Andalucía, se encuentra la Mina de la Jayona, una mina de hierro cuya primera actividad se remonta, posiblemente, a la época Romana. Su última explotación data del primer cuarto del siglo XX. Tras abandonarse sus once niveles, ha dado lugar a un ecosistema único en el que helechos, trepadoras, aves rupícolas y murciélagos han encontrado su hogar. A cielo abierto, cuenta con 88 hectáreas y se pueden realizar visitas guiadas.

Cornalvo, en el corazón de la Vía de la Plata, es el único parque natural de la provincia de Badajoz y su embalse, de construcción romana, uno de los más antiguos de Europa. En él pueden realizarse seis rutas senderistas de diferente dificultad, y cuenta con un centro de interpretación en el que monitores ambientales atienden a los visitantes. Los alcornoques y las orquídeas constituyen uno de sus mayores atractivos vegetales, convirtiéndose en un lugar tranquilo y recomendable para viajar en familia.

¡Sumérgete en sus aguas!

La Provincia de Badajoz alberga la mayor concentración de agua dulce del país y su playa de Orellana es desde 2010 la primera de interior de España en obtener bandera azul, gracias a su accesibilidad, a la calidad de sus aguas y a la información medioambiental que ofrece a los visitantes. En 2018 ha adquirido la condición de bandera azul para el puerto deportivo, así como la calificación de sendero azul.

Pasar el día en  los embalses de Alqueva, La Serena, Alange, Cíjara, Zújar, Orellana o García de Sola es la mejor opción para los días de verano. Y no solo de baños viven las familias más viajeras, en las aguas pacenses se pueden hacer numerosas actividades. Desde paseos en barco y actividades de vela ligera y catamarán, hasta descensos en kayak, canoa y piragua, sin olvidar el buceo, esquí acuático, windsurf, wakeboard y paddle surf.

Y en grandes embalses, grandes peces. Más de 20 especies retozan en aguas pacenses: black bass, lucio, carpas o barbos comizos. La pesca deportiva también tiene cabida en embalses como el de García Sola, La Serena, Cíjara, Alange y Orellana y ríos como el Gévora, donde abundan las truchas.

Provincia de Badajoz, de cinco estrellas

Nada más relajante que contemplar el cielo estrellado en una noche de verano. La Provincia de Badajoz es un lugar muy interesante para el turismo astronómico. Algunos enclaves, como los encinares que rodean Fregenal de la Sierra están considerados Starlight, avalados por la UNESCO, que deja constancia de las excelentes cualidades para la contemplación de los cielos estrellados, al estar protegido de la contaminación lumínica. Otros destinos atractivos están en Villar del Rey, Higuera la Real o Alqueva, un lugar donde confluyen el cielo, la tierra y el agua. Y por supuesto Oliva de la Frontera, donde el mejor punto de observación es la dehesa,  que permite ver las nubes de color rojizo de gas estelar y polvo cósmico.

Y a la hora de comer…

La Provincia de Badajoz ofrece una variada gastronomía y cuenta con cuatro denominaciones de origen protegidas y dos indicaciones geográficas protegidas que definen su identidad. Los mejores vinos DOP Ribera del Guadiana, aceites de oliva virgen extra DOP Monterrubio, quesos DOP Queso de la Serena, IGP Ternera de Extremadura, IGP Cordero de Extremadura y jamón DOP Dehesa de Extremadura.

Hay varias Fiestas de Interés Turístico en torno a la gastronomía, como el Día del Jamón de Monesterio, la Fiesta de la Chanfaina de Fuente de Cantos o la Matanza Didáctica de Llerena, sin pasar por alto el Gastromúsica de Villafranca de los Barros, el Salón del Jamón de Jerez de los Caballeros, las Jornadas Transfronterizas del Gurumelo en Villanueva del Fresno o la Feria de la Tortilla de Patatas de Villanueva de la Serena. Además existen cuatro grandes museos gastronómicos, en los que se puede aprender el arte de cortar jamón en el Museo del Jamón de Monesterio, conocer mejor el aceite en el Museo de Aceite de Monterrubio de la Serena, las claves para la elaboración del turrón en el Museo del Turrón de Castuera y la cata del Ribera del Guadiana en el Museo de las Ciencias del Vino en Almendralejo.

www.turismobadajoz.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *